miércoles, 1 de octubre de 2008

ACTIVIDADES X GALÉRIDA

Miembros de Galérida Ornitólogos, en colaboración con el Ayuntamiento de Villanueva del Aceral, construyen y emplazan varias cajas nido, primillares, con el objetivo de facilitar la implantación del cernícalo primilla (Falco naumanni) en la zona.










La ubicación elegida es el depósito de agua potable de la localidad. Su emplazamiento resulta interesante por varios motivos. En primer lugar por su elevación, hecho que permitirá a las futuras parejas de cernícalo primilla que utilicen estas cajas nido, mantener esa distancia de seguridad prudente que facilitará su presencia. También por la posibilidad que ofrece a la hora del seguimiento visual directo y aprovechando esa distancia de seguridad para no molestar a los ejemplares. Finalmente, al encontrarse en las proximidades de la iglesia, favorecerá que las parejas que en ésta se encuentran alojadas, tengan un campo de ampliación y asentamiento en la medida que la población vaya creciendo. Aprovechamos, para comentar que este tipo de actividades son muy útiles a la hora de permitir que poblaciones de especies en peligro, como es el caso de esta pequeña falcónida, puedan ampliar sus poblaciones.

Villanueva del Aceral es un municipio típico de la Llanura Cerealista, que alberga importantes especies esteparias durante todo el año y que sin duda necesita de acciones para su conservación. Parte del término municipal se encuentra incluido en la zona protegida, pertenciente a la Red Natura 2000, más extensa de la Comunidad Castellano y Leonesa. Se trata de la Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) conocida y denominada como Tierra de Campiñas. Una ZEPA con una superficie de 139.445 has y que se extiende por las provincias de Valladolid, Salamanca y el norte de Ávila. El término de Villanueva del Aceral aporta 580 has, lo que supone un 33% de su territorio.

Declarada como Vulnerable, y en la categoría de la UICN como Mundialmente Amenazada, el cernícalo primilla -Falco naumanni- es un pequeño halcón, eminéntemente estepario y fácilmente confundible con el otro cernícalo, el vulgar, el cual se encuentra más extendido y que permanece durante todo el año en los campos abiertos de la Universidad de la Tierra de Arévalo. Por lo tanto, el primilla es una especie migradora, suele regresar a sus territorios de cría entre los meses de febrero y marzo, teniendo la particularidad general, que a diferencia de su especie hermana, el primilla utiliza los emplazamientos urbanos, construcciones religiosas, de origen militar, ruinas dispersas por el territorio u otras, para su principal misión: reproducirse y una vez finalizada esta misión, regresar a lo largo del mes de septiembre a sus cuarteles de invernada en el continente africano.

Este pequeño halcón, sin duda, realizó el pasado año una de sus campañas más útiles y eficaces en el territorio de la Universidad de la Tierra de Arévalo. Hemos de reconocer su extraordinaria colaboración en el control de la plaga de topillos (Microtus arvalis) que asoló estos territorios en el año 2007, tal y como se muestra en la fotografía. Hábil cazador de insectos, su dieta habitual, se alimenta principalmente de escolopendras, grillos y saltamontes, así como de pequeños reptiles y roedores.
Es una de las especies importantes por las que este espacio se declara como ZEPA. Además, este espacio alberga poblaciones reproductoras de aves esteparias muy importantes como la Avutarda, Sisón, Aguilucho cenizo y Ortega.
El Territorio de la Universidad de la Tierra de Arévalo posee una biodiversidad, a lo largo del año y del espacio, de extraordinaria importancia. A través de este blog iremos desgranando sus peculiaridades e incentivaremos la pasión por conocer, disfrutar y querer conservar este territorio natural.
fotografía de David García

No hay comentarios: