jueves, 22 de abril de 2010

FLORA DE LA UNIVERSIDAD

COLZA -Brassica napus-
Familia Brassicaceae (ver)
La colza, una alternativa de cultivo para la agricultura castellana
Los agricultores de Castilla y León se enfrentan a un importante reto en los últimos años, adaptar sus cultivos a las nuevas exigencias de Bruselas.
En este sentido, los cultivos energéticos para la elaboración de los biocombustibles se ha constituido como una de las alternativas más viables para los agricultores de la región que han visto amenazados sus cultivos.
Por este motivo, desde el Instituto Tecnológico Agrario de Castilla y León se han puesto en marcha investigaciones y estudios sobre los cultivos energéticos y biocultivos como una alternativa al campo regional. En este sentido, desde el ITACyL (+info) aseguran que la aparición de variedades de colza «de gran potencial productivo y la mejora que supone la introducción de la colza en la rotación cerealista hacen de la colza un cultivo con unas expectativas interesantes para el agricultor». Por ello, a través de su Plan de Experimentación Agraria pretenden divulgar el cultivo de este producto en la región con destino al mercado de los biocarburantes y añaden que el objetivo de los experimentos llevados a cabo es que «las explotaciones de Castilla y León puedan abastecer de semillas a la industria del biodiésel en un porcentaje importante.
El experimento puesto en marcha desde el ITACyL ha consistido en el cultivo de distintas variedades de colza en las distintas zonas agroclimáticas de la Comunidad. Así, la provincia salmantina ha sido el municipio de Palencia de Negrilla donde se han cultivado variedades de este producto en la campaña de otoño. Además, se ha experimentado con este cultivo en Cordovilla la Real (Palencia), Santa Marina del Rey (León), Villalmanzo (Burgos), Olmos de Esgueva (Valladolid) y Cabezas de Alambre (Ávila), donde se ha llevado a cabo la prueba con las variedades de primavera. (+info)
El cultivo de la colza es tradicional en muchos países europeos como Francia, Suecia, Alemania, Checoslovaquia e Inglaterra.
A nivel mundial, los mayores productores serían La India, China y Canadá.

La colza (ver) es una crucífera de raíz pivotante y profundizante. Cuando esta raíz principal encuentra obstáculos para profundizar, tiene facilidad para desarrollar raíces secundarias.
El tallo tiene un tamaño de 1,5 m aproximadamente. Las hojas inferiores son pecioladas pero las superiores lanceoladas y enteras. Las flores son pequeñas, amarillas y se agrupan en racimos terminales. Los frutos son silicuas y el número de granos por vaina es de 20-25, según la variedad. La composición de la semilla de colza es en %: Proteínas 21,08-Grasa 48,55-Fibra 6,42-Cenizas 4,54-Extractos no nitrogenados 19,41: TOTAL 100,00
Las semillas son esféricas, de 2 a 2,5 mm de diámetro y, una vez maduras, tienen un color castaño rojizo o negro. La colza en España se siembra en otoño, aunque puede sembrarse también en primavera. La semilla de colza tiene una proporción (39%) importante de aceite, en éste, aparte de los ácidos grasos que se encuentran en otros aceites vegetales, hay una gran cantidad de ácidos grasos de cadena larga, entre los que cuantitativamente el más importante es el ácido erúcico. No soporta temperaturas inferiores a los 2 ó 3 ºC bajo cero desde la germinación hasta el estado de roseta; en este estado puede aguantar hasta los 15 ºC bajo cero (incluso el frío le favorece pues desarrolla más la raíz). La colza se puede desarrollar a partir de los 400 mm de lluvia si éstos están bien distribuidos. Tiene resistencia a la sequía invernal y sufre con los encharcamientos. En la floración no convienen temperaturas altas para que no se acorte el ciclo y se produzca mejor la granazón. Al ser la raíz pivotante, prefiere suelos profundos y con buen drenaje. (+info)
Los campos de la Universidad de la Tierra de Arévalo se encuentran salpicados, estos días, de numerosas parcelas de colza. Los contrastes de colores junto al clima variable de borrascas y anticiclones, muestran un rico paisaje de Campiñas digno de contemplar, fotografíar y por supuesto disfrutar. El paseo a pie o en bicicleta, puede colmar nuestras más sutiles apreciaciones a través de nuestros sentidos. Tanto la vista como el olfato e incluso el tacto pueden hacernos sentir de cerca esta hermosa naturaleza cambiante y próxima.
Fotografías de colza junto al cauce, ya seco, del río Zapardiel, en San Esteban de Zapardiel y vista del mismo municipio: V. Coello. GALÉRIDA ORNITÓLOGOS

No hay comentarios: