miércoles, 28 de abril de 2010

FLORA DE LA UNIVERSIDAD

MOSTAZA BLANCA –Sinapis o Brassica alba-
Familia Brassicaceae (ver)


Se trata de una planta cuyo nombre nos es más que familiar a la hora de aliñar y condimentar ciertas tapas o aperitvos, aunque probablemente -a pesar de que su distribución es muy amplia y uniforme por toda la Península Ibérica- resulta bastante desconocida, o al menos no se la suele relacionar con el principal producto que se obtiene de ella. El nombre de mostaza procede del latín (mustum ardens, mosto ardiente), y es debido a que, cuando se mezclaban sus semillas machacadas con mosto, se apreciaba el característico gusto picante-ardiente de la mostaza. Procede de la región mediterránea.
La mostaza blanca (ver) es una herbácea anual de tallo erguido de hasta 1 metro de altura muy ramificado. Hojas grandes de hasta 25 cm alternas y alargadas. Flores de color amarillo dispuestas en forma de racimo. La planta de la mostaza blanca está recubierta de pelos rígidos. Las semillas son algo más gruesas que las de la mostaza negra, de 1,5 a 2 mm de diámetro; su color es amarillo anaranjado, y son lisas en apariencia, existiendo una mancha blanquecina a la altura del micropilo. Son de forma globosa y de 1,5 a 2,5 mm de diámetro. La almendra es oleosa y los cotiledones están plegados como en la mostaza negra. Por tratamiento con agua el polvo adquiere un sabor picante, pero carece del olor picante de la variedad negra. (+info)
La floración se produce durante el mes de mayo, con la eclosión de unas características flores amarillas que se disponen en ramilletes o racimos apiñados.
El fruto es una vaina, que se dispone de forma perpendicular al tallo y que termina como en una típica daga; en su interior encontramos las semillas en una cantidad que puede variar entre las cuatro y seis unidades por vaina; lo mismo que el resto de la planta, las vainas también aparecen recubiertas por esos pelillos cortos y ásperos.
En medicina se utiliza principalmente de forma tópica, pero teniendo siempre en cuenta que por su potencia como rubefaciente no debe permanecer en contacto directo con la piel más de quince minutos, ya que si se mantuviera durante más tiempo -sobre todo en caso de vendajes oclusivos y cataplasmas, donde la absorción es mayor- podría dar lugar a la formación de ampollas e incluso ulceraciones. Sin olvidar estas precauciones, se puede emplear una mezcla de harina de las semillas de mostaza y agua tibia a partes iguales, envolviéndolo en una gasa y manteniéndolo en contacto con la parte afectada durante aproximadamente diez minutos. Este remedio se emplea en reumatismos y neuralgias. Sabor suave y delicado.
Como condimento, la mostaza se obtiene por maceración de la harina de mostaza con vinagre, sal y hierbas aromáticas, dando lugar a un producto con características estimulantes y aperitivas, lo que produce una hipersegregación por parte de las glándulas salivares así como un aumento en la secreción gástrica; sin embargo, su uso abusivo puede producir vómitos y convulsiones. (+info)
Usada con discreción se puede mezclar con todas las hierbas y especias de la cocina. Las hojas tiernas pueden ser consumidas en sopas y ensaladas. Cuando se utilizan como verdura en grandes cantidades, conviene hervirlas al menos media hora en agua salada, escurrirlas y presentadas con cebollitas picadas, aliñadas con aceite de oliva, zumo de limón y sal. En algunos países, como Francia, se utilizan las plántulas etiladas para hacer ensaladas. Las semillas enteras se emplean para encurtidos y como ingredientes de adobos.La mostaza crece bien en terrenos arcillosos o arenosos y algo secos. Se siembra en hileras a 25 cm entre sí. No necesita mucho aporte de nitrógeno, por lo que no es conveniente abonar con estiércol; mejor con compuestos pobres en nitrógeno. Para la recolección de las semillas se cor tan los tallos tan pronto comienzan a ponerse amarillas las silicuas. El tiempo debe ser nublado. Se cortan con una hoz y se hacen pequeños manojos. Las semillas se ponen a secar volteándolas a menudo. También se recolectan las hojas frescas, antes de florecer.
Fotografía: V. Coello GALÉRIDA ORNITÓLOGOS
1.- acceso al sitio natural de Monsalve 2.- detalle de floración 3.- vista de mostazas junto al arroyo Carias (LIC riberas del río Adaja y afluentes ES4180081) y el sitio natural de Cantazorras al fondo.

No hay comentarios: