miércoles, 26 de enero de 2011

ESTUDIO EN VALLADOLID

Sospechan que la extinción de los gorriones se debe a los teléfonos móviles
Este fin de semana, paseando por el centro de Madrid, me llevé una alegría. En la Plaza de Colón, un grupo de gorriones picoteaba migas de pan a la salida de un restaurante de comida rápida. Los miré como quien mira a un fantasma. Ya os lo he contado en otra ocasión. El gorrión se está extinguiendo en las grandes ciudades y cada día resulta más difícil verlo. También os decía entonces que no se sabe con exactitud las razones de tal declive: competencia de las palomas, ciudades cada vez más limpias, contaminación,… Una nueva sospecha se ha añadido a la desaparición de los gorriones: las radiaciones electromagnéticas de las antenas de teléfonos móviles. En realidad es algo más que una sospecha. Dos biólogos, Alfonso Balmori y Örjan Hallberg, han estudiado los gorriones de la ciudad de Valladolid. Y llegado a la conclusión de que, además de todos los problemas conocidos, la población de gorriones disminuye donde la fuerza de los campos electromágnéticos es mayor. Los investigadores concluyen que “la desaparición de los gorriones y la introducción de las torres de antenas GSM están temporalmente correlacionadas“. Otros científicos, esta vez en Bélgica, llegan a semejantes conclusiones: “Nuestros datos muestran que se vieron menos gorriones machos en lugares con relativamente alta intensidad de campo eléctrico de los valores de las estaciones base GSM, por lo que apoyo la idea de que la exposición a largo plazo a niveles superiores de la radiación afecta negativamente a la abundancia o el comportamiento de gorriones en la naturaleza “
Y yo me pregunto. Si esto están haciendo las antenas a nuestros gorriones ¿qué no nos estarán haciendo a nosotros, que nos pasamos el día colgados de esos chismes?  +info

1 comentario:

Anónimo dijo...

Y yo me pregunto ¿Por qué no afecta a otras aves?