jueves, 19 de enero de 2012

Entre dos aguas

La alcaldesa de San Pascual se queja de que, desde hace 4 años, los dueños de las dos explotaciones ganaderas de la localidad no tienen agua de La laguna de El Oso para sus pastos
Ana Agustín/ Ávila
La Laguna de El Oso, un espacio singular que ofrece un hábitat natural a centenares de aves acuáticas y a otras como las rapaces que acuden a encontrar sustento en esta zona, se ha convertido en un asunto polémico a raíz, precisamente de la publicación en este periódico de un reportaje sobre la belleza de esta laguna esteparia que contempla ciclos de inundación (otoño, invierno y parte de la primavera) con otros de casi sequía, que coinciden con los meses veraniegos.
Y es que, la alcaldesa de San Pascual, María Antonia Díaz, un pueblo limítrofe con El Oso y que se beneficiaba hace unos años de este embalsamiento natural de agua; ha afirmado a esta redacción que «por décadas, regaba los prados de el Oso y después seguía su curso hasta los de San Pascual». Según la regidora de San Pascual, «hace mas de cuatro años que ese agua no nos llega, ya que no sabemos quien ni cuando se levanto un dique que embalsa más el agua de la Laguna e impide que el agua siga su curso como hacía antiguamente». Según Díaz, con esta manera de proceder «se han cargando las pocas explotaciones de ganado vacuno y ovino que pastaban en dichos prados, uno de los recursos principales del Ayuntamiento de San Pascual».  +INFO

No hay comentarios: